Vestir bien todos los días

La imagen personal del hombre ejecutivo habla de él todo el tiempo, pues expresa qué tanto se toma en serio a sí mismo, indica su profesionalismo, cultura y elegancia. “Si un hombre desea ser exitoso en el ambiente ejecutivo, debe aprender a vestirse correctamente en el trabajo”.

Conócete bien
Es importante conocerse antes de empezar a elegir ropa: saber qué tipo de cuerpo tienes, el color de piel, de cabello y de ojos, qué colores te quedan bien, qué marcas te gustan, qué estilo te gustaría llevar.

Opta por los colores vivos
Los colores vivos pueden favorecer el optimismo y el ser positivo, especialmente si se pasa por un momento no muy bueno en tu vida. Recuerda que un sólo color, especialmente los oscuros puede favorecer la esbeltez y mostrarte más delgado.

Algunos tips
* Formalmente la camisa debe sobresalir muy poco y dar donde está el hueso que se mueve al mover el pulgar en la muñeca.

* El pantalón debe apretar a la medida y que no se vea recogido y con los bolsillos laterales en otro lado, trate de comprar ropa a su medida.

* Ten los zapatos en buen estado siempre.

* Resalta tus hombros, espalda y no tu barriga.

Escoge el saco correcto
El saco es una de las prendas fundamentales de su guardarropa. Asegúrate de que esté bien cortado, la talla sea la adecuada y te haga sentir cómodo y seguro.

Usa tejidos de colores neutrales
Elige tejidos que sea de colores neutrales y evita los demasiado ostentosos. Verás cómo tardan más en pasarse de moda.

Compra trajes oscuros elegantes
Los trajes oscuros transmiten poder y autoridad y son más elegantes (entiendo “oscuro” como azul marino o gris oscuro).

Adquiere elegantes trajes de color claro
Absolutamente todos los trajes claros son más informales y transmiten accesibilidad (entiendo “claro” como gris claro). El traje claro es sólo para mañanas.

Elije camisas blancas
Especialmente las camisas blancas transmiten autoridad y poder; las de rayas o cuadros son más informales y transmiten accesibilidad.

Busca siempre un buen entallado
La ropa tiene que quedarte a la medida y para ello tendrás que probarte diferentes tallas dependiendo de los diseñadores o la tienda. Tu mejor aliado, un buen sastre para que te quede todo a la medida. A la hora de vestir tienes que tener en cuenta tu tipo de cuerpo y altura para que la ropa te ayude a lucir más estilizado y elegante.

Crea un look completo y armonioso
Para lucir tú mejor imagen tienes que cuidar no sólo la ropa, sino al modelo que lo lleva. Busca un buen corte para tu cabello, mantén tu barba con estilo o buen afeitado, cuida tus uñas y tu piel, mantén unos dietes blancos y trata de mantenerte en forma con una buena alimentación y ejercicio diario. Lucirás más joven, energético y moderno.

Actitud positiva
La actitud es otro aspecto clave para lograr ser un hombre elegante. A pesar de que la vestimenta es primordial, si no transmitimos una actitud segura y acorde con lo que somos y con cómo queremos que se nos vea, nos quedaremos a medio camino en el proceso.